La PACD en la Universidad de Verano del CADTM

photo

Los pasados días 28. 29 y 30 de junio, participantes de la PACD (Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda) asistieron a la Universidad de Verano del CADTM en La Marlagne, Namur (Bélgica). Un evento anual que facilitado por el CADTM permite a personas y organizaciones muchos países confluir en unas jornadas formativas y de debate sobre la deuda desde diferentes enfoques.

El CADTM (Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo), fundado en Bélgica en el año 1990, es una red internacional de unas treinta organizaciones activas en más de 25 países en 4 continentes. Su objetivo principal es la cancelación de la deuda pública de los países del tercer mundo y el abandono de las políticas de ajuste es estructural impuestos por el trío Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial y Organización Mundial del Comercio (OMC). Desde poco antes de la crisis también trabaja sobre la deuda publica en el llamado Norte, con el objetivo final de salir del sistema deuda actual, usando el arma de las auditorías ciudadanas, y llegar a la construcción de una sociedad socialmente justa y ecológicamente viable.

Personas vinculadas a esta organización han participado en la PACD desde sus orígenes, tanto por similitud temática, como por el trabajo común en la red ICAN (International Citizen Audit Network). Los seminarios con intervención de la PACD trataron sobre persectivas de género en el sistema deuda, metodología para una auditoría ciudadana y el auge creativo en los movimientos sociales tras el 15M. Muchos otros temas fueron tratados durante los 3 días, destacando los temas de interés como rescates bancarios, productos financieros, deuda ecológica y social, realciones Troika-Estados, derecho internacional, deuda en países del sur, experiencias latinoamericanas y auge de extrema derecha en Europa.

En cuanto a la percepción general de los movimientos sociales en el contexto europeo cabe señalar algunas diferencias sustanciales con la organización de las luchas en España: La utilización de redes sociales y herramientas de comunicación, así como la organización en forma distribuida que caracterizan gran parte de los movimientos sociales del Estado Español contrasta con estructuras organizativas más tradicionales en muchos otros países, que se comienzan a percibir como poco efectivas, así como con una fuerte injerencia de organizaciones frente a la movilización de la ciudadanía de base para la resolución de problemas sociales. También destacar el sentir general de orgullo por el éxito de las estrategias creativas de incidencia, todo un soplo de aire fresco para muchos países que observan con entusiasmo la participación de Iaioflautas, la capacidad de distorsionar la imagen y funcionamiento de entidades bancarias y muchos otros logros conseguidos, principalmente por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH). Personas de muchos países consideran a los movimientos sociales en España como un ejemplo a seguir, conscientes de que sus estructuras clásicas han generado hábitos difíciles de modificar en las bases de la ciudadanía.

Al margen de la diversidad de estrategias, se percibieron algunas líneas comunes en los enfoques frente a la deuda y la crisis bancaria y social, como el rechazo frontal a las medidas neoliberales que impone la Troika y la pérdida de soberanía de los pueblos, o la necesidad de avanzar juntos hacia el cambio de modelo económico, productivo y social. Un espacio en el que la PACD ha compartido la sensación de que su camino es el mismo que el de muchas personas en todo.

 

 

Autores

Share

This post is also available in: Inglés, Francés